Logo MX

Precio
dólar

Al día

Los 4 megaproyectos de la 4T: ¿alcanzará el sexenio para concluirlos?

Con polémica y escepticismo, pero avanzan. Balance a fin de año del Tren Maya, Corredor Interoceánico, Aeropuerto de Santa Lucía y la Refinería de Dos Bocas.

Por Patricia Tapia
10 dic 2019

Ilustración: Alex DelaCroix.

Cada sexenio se caracteriza por tener grandes obras de infraestructura. En el del presidente Andrés Manuel López Obrador son cuatro proyectos emblemáticos que marcan su administración: el Corredor Interoceánico, la Refinería de Dos Bocas, el Tren Maya y el Aeropuerto de Santa Lucía, que en conjunto suman poco más de 600 mil millones de pesos.

Entre polémicas y trabas, estos han dado sus primeros pasos en 2019, con la firme intención de que estén funcionando antes de finalizar la administración, según lo dicho en reiteradas ocasiones por el ejecutivo.

LOS RECURSOS POR PROYECTO

En el caso del Corredor Interoceánico, se tienen previstas diversas obras de modernización de infraestructura ferrocarrilera, portuaria, aeroportuaria y carretera, por lo que se espera una inversión de hasta 259 mil millones de pesos, de los cuales 100 mil millones los pondrá el gobierno y el resto será de privados.

Para la refinería que se construye en Tabasco se plantean 8 mil millones de dólares (alrededor de 150 mil millones de pesos). Tanto el presidente, como la secretaria de Energía, Rocío Nahle, han asegurado que no se va a rebasar este monto, aunque especialistas indican que un proyecto de esta magnitud necesita lo doble.

Mientras que para el Tren Maya, que cruzará por Tabasco, Campeche, Chiapas, Yucatán y Quintana Roo, se estiman 120 mil millones de pesos. En este se maneja que entre 60% y 70% de los recursos sean de la iniciativa privada, cuando antes se consideraba hasta un 90%. 

El Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, que se edifica en la Base Militar de Santa Lucía, en el Estado de México, se calcula en 75 mil millones de pesos, según las declaraciones de López Obrador el pasado 30 de noviembre, cuando informó los avances de la obra. Pero el Presupuesto de Egresos de la Federación de 2020 deja ver que podría alcanzar más de 90 mil millones.



EL CORREDOR

El más ambicioso de los proyectos se tiene en la mira desde el siglo pasado, incluso en la administración de Enrique Peña Nieto se llegó a incluir en la cartera de inversión para arrancar en 2016, sin embargo, nunca se concretó. Se trata del Corredor Interoceánico.

El objetivo que ha planteado esta administración para el proyecto es hacer más eficiente la interconexión entre los puertos de Coatzacoalcos, Veracruz, y el de Salina Cruz, Oaxaca, para cruzar más rápido el Istmo de Tehuantepec. En 2020 se pretende lograr esta competitividad y detonar la región sur-sureste.

TE RECOMENDAMOS: ¿CUÁNTO DEJAN LAS SUBASTAS?

El plan integral consta de la modernización del Ferrocarril del Istmo de Tehuantepec, de los puertos comerciales, de la red de carreteras primarias y secundarias; el fortalecimiento de las redes de conectividad digital, reforzamiento de la infraestructura de abastecimiento de gas y el desarrollo de obras  de agua potable, energía eléctrica y para el abasto de productos petrolíferos y petroquímicos. 

En junio pasado, la Secretaría de Hacienda decretó la constitución del organismo público descentralizado, Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec, el cual se denomina como una plataforma logística que administrará los puertos de Veracruz y Oaxaca, así como la interconexión de estos mediante el transporte ferroviario.

De acuerdo con el primer informe de gobierno de AMLO, se avanzó en la rehabilitación del puerto de Salina Cruz, con un avance físico de 72%, se comenzaron a licitar obras para el ferrocarril con valor de 644 millones de pesos, y se inició la modernización de la carretera Acayucan-La Ventosa.

LA REFINERÍA

La más cuestionada en rentabilidad es la Refinería de Dos Bocas. El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) hizo un diagnóstico que indica que, a partir de un análisis de 30 mil escenarios financieros, sólo en 2% era rentable, por lo que proponía su cancelación.

Con este proyecto, el gobierno apuesta a la producción de más gasolinas y depender menos de las importaciones, se proyecta el procesamiento de 340 mil barriles diarios de crudo para la elaboración de combustibles.

Contra todo pronóstico, la refinería avanza en su construcción y se tiene previsto que sea inaugurada en 2022. “Hemos escuchado que no es viable y hay un método que se llama tasa interna de retorno, que tiene un porcentaje alto, lo cual hace el proyecto económicamente viable”, ha refutado Nahle.

De los seis paquetes a licitar, ya se dio el fallo para cinco, sólo falta uno, que es para el almacenamiento, que según la propia encargada de la política energética de México se tendría que estar realizando antes de finalizar 2019. 

Cada semana Nahle está reportando al presidente el avance de obra: se trabaja en la construcción de la plataforma donde se instalarán las plantas de proceso de la refinería, la cual se concluirá en este año.

EL TREN

El que más preocupa por el daño ambiental es el Tren Maya, a cargo del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR), donde se construirán mil 525 kilómetros de vías férreas a través cinco entidades.

En este proyecto aún no se han iniciado obras, puesto que apenas este 15 de diciembre se realizará un ejercicio de participación ciudadana en las entidades por las que pasará el tren y se hará la consulta indígena, de esto dependerá si se hace o no, dijo el presidente en su informe de primer año de gobierno.

Hasta el momento sólo se ha licitado y adjudicado la ingeniería básica, estudios de cartografía, topografía, definición de trazo que realiza la empresa Senermex y que tiene como fecha de entrega este viernes.

El objetivo de es dar el servicio de transporte de carga y pasajeros que interconecta las principales ciudades y zonas turísticas de la Península de Yucatán. De acuerdo con el cronograma del proyecto debería estar en operaciones en 2024.

EL AEROPUERTO

El más polémico ha sido el Aeropuerto de Santa Lucía, pues implicó la cancelación de uno de los proyectos estrella de la administración de Peña Nieto, el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México en Texcoco, el cual se quedó en un avance de 40%.

A pesar de que la sociedad civil interpuso 180 amparos en contra de la construcción de Santa Lucía, el gobierno ganó, por lo que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) arrancó desde el 17 de octubre las obras de la pista central.

La totalidad del proyecto se espera que concluya en marzo de 2022. López Obrador ha explicado que con este aeropuerto, el Internacional de la Ciudad de México “Benito Juárez” y el de Toluca se tendrá un sistema aeroportuario metropolitano que resolverá el problema de saturación.

TE RECOMENDAMOS: PETROQUÍMICA A LA DERIVA

Para los dos últimos también se tienen contempladas acciones para fortalecerlos, las instalaciones del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México se rehabilitarán y modernizarán y en el de Toluca se incrementará su operación para movilizar a 8 millones de pasajeros al año, ya que según el mandatario se encuentra subutilizado y actualmente solo atiende a 700 mil. 

Obras van y obras vienen: pero en este sexenio, cuatro proyectos tienen los reflectores.

Uno de los mayores retos de todos los gobiernos para el cumplimiento de sus megaobras es el tiempo, pues en el camino se encuentran con dificultades, como la oposición de las comunidades, la adquisición de derechos de vía y recursos, quedando como “elefantes blancos”. En la administración de Felipe Calderón se prometió la refinería Bicentenario en Hidalgo, la cual heredó a Peña Nieto y este terminó por enterrarla ante los altos costos.

Con Peña Nieto también se anunciaron grandes obras ferroviarias, el tren México-Querétaro, el Tren Transpeninsular, ambos se quedaron en buenas intenciones, el único que se inició fue el México-Toluca, mismo que se entregaría en 2018, pero que de igual manera terminó siendo heredado a este gobierno.

 

@ptcervantes

logo mx
Más contenido
Crece la deserción escolar. Universitarios pierden la esperanza en la escuela

Crece la deserción escolar. Universitarios pierden la esperanza en la escuela

Más de 8 de cada 100 alumnos que se inscriben a la universidad abandonan las aulas. Alejandro, de la Universidad de Guanajuato, nos da sus razones.

Hace 14 horas

¿Quiere Andrés Manuel gobernar Tabasco cuando deje la Presidencia? Ya hay una propuesta al respecto

¿Quiere Andrés Manuel gobernar Tabasco cuando deje la Presidencia? Ya hay una propuesta al respecto

Alejandro Rojas Díaz Durán, aspirante a la dirigencia de Morena, propone que los expresidentes, a partir de 2024, puedan ser candidatos a gubernaturas y al Senado. Ya está cabildeando su idea. “El presidencialismo mexicano es caníbal”, dice en entrevista.

Hace 23 horas