Logo MX

Precio
dólar

Al día

“Estoy a punto de entrar en bancarrota”. Gobierno deja colgados a importadores mexicanos

Ante la emergencia sanitaria, la Semarnat suspendió actividades, incluidas aquellas indispensables para la subsistencia de pequeñas y medianas empresas importadoras. “Vamos a salir adelante a pesar de la falta de apoyo”, cuenta un vendedor de mobiliario.

Por Alejandra Crail
8 abr 2020

coronavirus
Igor Velázquez señala que de su negocio dependen directamente 12 familias. Sus importaciones están paradas en Veracruz. Foto: Especial.

EMEEQUIS.– Igor Velázquez es un microempresario mexicano que desde hace dos años se dedica a vender mobiliario a hoteles y restaurantes. Bancos, sillas, percheros y maleteros de maderas nacionales e importadas son parte de los productos que ha logrado colocar en el mercado. 

La llegada del coronavirus a México, sin embargo, ha hecho tambalear el negocio que ha construido en este tiempo. Más allá de la contingencia sanitaria y la restricción decretada por la autoridad, Igor encontró obstáculos desde la autoridad federal.  

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) suspendió labores antes que el gobierno federal anunciara el cese de actividades no esenciales y dejó a microempresarios como Igor, que importan productos de madera del extranjero, con miles de dólares en mercancía parada en los puertos. 

En su caso, un contenedor con 300 sillas importadas desde Polonia, con un valor estimado en 25 mil dólares –poco más de 600 mil pesos–, que no ha podido salir del patio aduanal del Puerto de Veracruz. 

TE RECOMENDAMOS: ¿Y DÓNDE ESTÁ ARTURO HERRERA?

Le falta la liberación del certificado fitosanitario de importación, una obligación que corresponde cumplir a la Semarnat, cuyo titular es Víctor Manuel Toledo Manzur. 

“Estoy a punto de entrar en bancarrota”, dice en entrevista el microempresario.  

“El perjuicio económico es muy alto. Esta situación, más la devaluación de la moneda, aunado a la crisis económica derivada de la emergencia sanitaria, ya pone en riesgo la viabilidad del negocio”, refuerza. 

LAS CIFRAS NO SON BUENAS

Su preocupación está respaldada por la cifras oficiales que otorgó este miércoles la Secretaría del Trabajo, cuya titular, María Luisa Alcalde, dijo que entre el 13 de marzo y el 6 de abril se han perdido 346 mil 878 puestos de trabajo en el país, muchos de ellos trabajadores de micro, pequeñas y medianas empresas. La secretaria del Trabajo reportó al menos 29 empresas con “destrucción total del empleo”, es decir, la totalidad de su planta laboral, en ese periodo. 

Para las microempresas con menos de cinco empleados, se reportó una pérdida de 488 puestos de trabajo. Para las pequeñas, que tienen entre 6 y 50 empleados, poco más de 52 mil. El resto corresponde a empleados que trabajaban en empresas de más de 50 trabajadores. En total se ha perdido el 1.7% del empleo formal en menos de un mes. 

VAN 78 MIL PESOS EXTRA

El 16 de marzo llegó al Puerto de Veracruz un buque mercante que traía entre sus contenedores el que Igor Velázquez pidió desde Polonia. Desde entonces tenía siete días para sacar sus productos, regresar el contenedor vacío y poder así distribuir lo adquirido entre sus clientes. 

Para ello tenía que contar con diversos vistos buenos que acreditaran que los objetos comprados eran legales y entraban en el marco del Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea, un trámite que ya había realizado en otras ocasiones sin contratiempos por medio de la ventanilla virtual. 

TE RECOMENDAMOS: MÉDICOS Y ENFERMERAS COMPRAN HASTA SUS CUBREBOCAS

Abraham Montero, agente aduanal, explica que estos trámites se realizan ante diferentes dependencias federales, como la Secretaría de Economía, Defensa Nacional, Relaciones Exteriores, Agricultura y Desarrollo Rural, así como Semarnat. Sin embargo, la única que no acreditó la documentación fue esta última dependencia, que no ha otorgado respuesta desde el 17 de marzo. 

“El problema viene desde la oficina central de la Secretaría, la propia delegación de la dependencia en Veracruz no tiene respuesta. Regularmente tardarían cinco días hábiles en responder, pero hasta el momento nada. Hemos enviado incluso correos y nada. Llamadas y nadie contesta”, narra el agente aduanal. 

Mientras tanto, cada día que pasan los productos de Igor en el puerto de Veracruz, hay un costo extra que el microempresario debe cubrir. 

“El primer gasto extra es por el almacenaje en puerto: 18 mil pesos al día de hoy. La desconsolidación de otro contenedor para evitar los problemas por la contingencia: 8 mil pesos. Traslados de personal para tratar de solucionar las fallas: 5 mil pesos. De impuestos con el cambio por la devaluación: 20 mil pesos. El pago extra a la naviera –la empresa de traslados– aún no está contabilizado formalmente, pero serán unos 27 mil pesos”.  

Igor ve la falla de la Secretaría como una falta de empatía a los pequeños y medianos empresarios, que ya ven un perjuicio económico alto ante la contingencia sanitaria y que se agudiza cuando se manda a casa a personal clave para continuar con las operaciones del comercio exterior. 

“No tienen idea de la frustración por las autoridades irresponsables e indolentes que no tienen ni idea del impacto que generan en las PyMES”, recalca. 

“POR CAUSAS DE FUERZA MAYOR” 

De acuerdo con la información proporcionada por el área de Comunicación Social de la Semarnat a este revista digital, “los trámites estuvieron detenidos hasta ayer (6 de abril), cuando mediante acuerdo firmado por el titular de la Semarnat y publicado en el DOF (Diario Oficial de la Federación), se abrirán en días y horarios ahí señalados. Bastantes entraron este día”.  

Y es que, antes del acuerdo del 6 de abril, la Semarnat había determinado que “por causas de fuerza mayor, con motivo de la situación sanitaria generada por el coronavirus COVID-19” se consideraron inhábiles todos los días entre el 23 y el 17 de abril de este año, sin implicar suspensión de labores. 

El documento del 23 de marzo ordenaba que se debían asignar guardias del personal que ameriten en cada una de las unidades administrativas “para evitar cualquier perjuicio o dilación a la ciudadanía”, sin embargo, esto no se cumplió en el caso de los importadores. 

TE RECOMENDAMOS: OCTAVIO ROMERO, CAPITÁN GRIS DE UN BARCO A LA DERIVA

El documento, publicado en el Diario Oficial de la Federación el martes pasado, deja sin efecto el acuerdo de días inhábiles para diversos actos administrativos de la dependencia, como el que requieren los importadores de madera y demás ciudadanos que trabajan con materiales forestales. 

Así como para aquellos que trabajan con sustancias químicas y residuos peligrosos sujetos a tratados internacionales, además de quienes requieren trámites en materia de emisiones a la atmósfera.

También deja sin efecto la suspensión de actividades del Programa de Conservación para el Desarrollo Sostenible (PROCODES), del Programa para la Protección y Restauración de Ecosistemas y Especies en Riesgo (PROREST) y lo correspondiente a procedimientos de adquisiciones, arrendamientos y servicios y en materia de obra pública.

EMEEQUIS preguntó a la dependencia sobre las personas afectadas durante el periodo en el que se suspendieron totalmente las actividades, sin que haya dado respuesta a la petición.

Aunque la dependencia ya reactivó los mecanismos, empresarios como Igor aún no tienen respuesta.

LAS PYMES RESIENTEN EL COVID-19

“Yo voté por AMLO, pero no tienen ni idea de lo que es ser un microempresario: de mi negocio dependen 12 familias directas”, explica Velázquez.

Su voz es similar a la de otros empresarios de pequeñas, medianas y grandes compañías, a los que la administración federal les ha pedido solidaridad con sus empleados y el respeto a las disposiciones oficiales.

Los pequeños y medianos empresarios ofrecen casi tres cuartas partes del empleo formal en México, además de que representan más de la mitad del Producto Interno Bruto (PIB). 

Cuando el gobierno federal decretó la Fase 2 de la epidemia, la Asociación Latinoamericana de Micros, Pequeños y Medianos Empresarios (Alampyme) anunció, por medio de un comunicado, que más de 100 mil de estas empresas estaban en riesgo de cerrar definitivamente por la falta de estrategias de apoyo del gobierno.

"Solicitamos al presidente de la República, a la jefa de Gobierno (de la Ciudad de México) y gobernadores que actúen de manera pronta y expedita dando a conocer las estrategias a establecer para los sectores más vulnerables, para evitar el cierre de miles de Mipymes, que no soportarán la parálisis que ha provocado el COVID-19 y la falta de crecimiento durante esta administración", señala el comunicado.

La Asociación pidió al gobierno, entre otras cosas, la condonación del Impuesto Sobre la Nómina por tres meses y apoyo para los salarios mínimos a los trabajadores. 

TE RECOMENDAMOS: CORONAVIRUS Y CONTAMINACIÓN

Sin embargo, la administración pública sólo ha ofrecido créditos para micro y pequeñas empresas, cuyos detalles aún no se dan a conocer, según anunció Arturo Herrera, secretario de Hacienda.

Para microempresarios como Igor una frase describe el problema: “Si no hay ayuda, que no obstaculicen”. Esto en referencia a las trabas que ha encontrado en Semarnat para liberar sus productos. 

“Los microempesarios, de una u otra forma, estamos acostumbrados a luchar junto con nuestros colaboradores ante la adversidad. Aunque veo un futuro incierto y desesperanzador por la falta de empatía hacia nuestro sector, que genera la mayor cantidad de empleos formales del país y aporta mayoritariamente al PIB, estoy comprometido a salir adelante, a pesar de los obstáculos que genera la presente crisis y sin el apoyo del gobierno”. 

 

@AleCrail

 

 

logo mx
Más contenido
El espejismo del Tren Maya maquilla derrumbe de la industria de la construcción

El espejismo del Tren Maya maquilla derrumbe de la industria de la construcción

De enero a julio se han iniciado 3 mil 363 contratos de obra pública y servicios relacionados, 33.8% menos que en el mismo periodo de 2019: el mayor gasto es para el Tren Maya.

Hace 4 horas

La mancha voraz: ¿quién saldrá más raspado rumbo a 2021 con las declaraciones de Lozoya?

La mancha voraz: ¿quién saldrá más raspado rumbo a 2021 con las declaraciones de Lozoya?

El efecto Lozoya ya se siente en políticos nerviosos que se curan en salud. México sube el podio en Covid y nadie aplaude. EL HUMOR DE LA SEMANA, entre pandemia y corrupción.

02 / 08 / 2020