Logo MX

Precio
dólar

Al día

En este estado el consumo de metanfetamina tumbó al de la marihuana

A partir de 2015 se disparó el consumo de metanfetaminas en esta entidad y actualmente acapara el 40% de usuarios de droga, contra 17% de la marihuana, de acuerdo con el Centro de Integración Juvenil.

Por Patricia Tapia
29 oct 2020

Colima
El consumo de metanfetaminas en Colima ha desplazado al de la marihuana. Foto: Archivo.

EMEEQUIS.– Desde hace 10 años se había detectado el consumo de metanfetaminas entre jóvenes de Colima, pero no era tan pronunciado. Fue a partir de 2015 que comenzó a dispararse e incluso a robarle protagonismo a la marihuana. 

María del Carmen Gutiérrez Ayala, directora del Centro de Integración Juvenil (CIJ) de Colima, ha sido testigo de la evolución en el consumo de esta droga, que cada vez más está presente entre los jóvenes. Actualmente desplaza por mucho a la marihuana, dice en entrevista con EMEEQUIS.

El consumo de metanfetaminas en ese estado se sitúa en un 40%, mientras que la marihuana es de 17%. Les siguen el alcohol y el tabaco, con un 16% y 14%, respectivamente: “La droga más utilizada en usuarios de nuestros servicios es el ice, desafortunadamente”. 

Además, este ice o metanfetamina es la droga de mayor impacto, pues más de un 60% de los pacientes que solicita un tratamiento por primera vez es por esto.  

“Consideramos que tiene que ver con la disponibilidad de la droga y por otra parte su accesibilidad en cuanto a costo. Aunque también la marihuana es accesible y a bajo costo, pero es una droga que están prefiriendo. Hay preferencias en el consumo de la metanfetamina, por todas las sensaciones que les provoca a los pacientes”.

De hecho, hay pacientes que inician con marihuana y posteriormente hacen el cambio a metanfetamina, dice Gutiérrez Ayala. 

De acuerdo con su página oficial, los Centros de Integración Juvenil atienden, entre otros, “los problemas asociados al consumo de cualquier droga, proporcionando tratamientos especializados como son: terapia individual, terapia familiar, terapia grupal, farmacoterapia, entre otros, los cuales consideran las necesidades particulares de cada persona, para un abordaje integral de las adicciones”. 


Metanfetamina decomisada en un domicilio de Manzanillo. Foto: @FiscaliaColima.


UN CONSUMO A TEMPRANA EDAD

En el trayecto se han encontrado con que el consumo de drogas en Colima empieza a muy temprana edad, pues 40% lo hace entre los 10 y 14 años y 39% entre los 15 y 19 años. “Es una edad de mucho riesgo y es ahí donde enfocamos nuestros servicios preventivos y de orientación a padres de familia”.

Pero en lo que respecta a las edades de los pacientes que acuden a solicitar un tratamiento a los CIJ, los mayores porcentajes son después de los 20.

“El año pasado, de los pacientes que atendimos, 78% fueron hombres y el 22% mujeres. Las edades cuando ellos llegan a recibir tratamiento vimos que de 10 a 14 años es un 5%, de 15 a 19 un 20%, de 20 a 24 también un 20%, de 25 a 29 es 15%, de 30 a 34 un 9% y de más de 35 años un 31%”.

La directora del CIJ de Colima señala que entre más se tardan en pedir ayuda más difícil es una rehabilitación.

POCA RECUPERACIÓN

“Sí, lamentablemente, los pacientes tienen recaídas. Tenemos índices de recuperación de un 25% cuando contamos con el apoyo familiar para que lo puedan lograr. Un 75% continúa (con el consumo), pero algunos disminuyen sus cantidades y otros pueden encontrar un empleo y aún continuar drogándose, ya nada más de manera social en fines de semana”.

Explica que la recuperación tiene que ver con el grado de adicción con el que llegan los pacientes: los consumidores experimentadores se recuperan más fácilmente, pero cuando llegan en una etapa disfuncional, con 10 o 15 años de consumo, es más complejo.

TE RECOMENDAMOS: LOS GASTOS FRÍVOLOS DE ALFARO EN LA PANDEMIA: OBRAS A LA BASURA, PISOS NUEVOS...

“Cuando llegan ya en una etapa disfuncional, tienen riesgos de comorbilidad, es decir, algunos llegan con crisis psicóticas, otros con las esquizofrenias, se hallan en un estado que requieren tratamiento psiquiátrico para que puedan tener conciencia de lo que están viviendo”.

Un 25% de los pacientes que solicitan tratamiento son disfuncionales, ahí entran las personas que no estudian, que no trabajan y que tienen la adicción a la droga, pero aún no presentan crisis psicóticas.

Los que sí presentan estas crisis son un 10% del total de pacientes en Colima que requieren un tratamiento mayor y son canalizados a una institución psiquiátrica.

“Son procesos muy difíciles deben estar con un tratamiento médico de por vida…con el consumo de esta droga se va deteriorando su aspecto cognitivo, su aspecto emocional y se necesita que se vayan restaurando todas y cada una de esas áreas”.

LA FAMILIA Y LA VIOLENCIA

Las metanfetaminas crean una adición tal que no solo producen un serio deterioro físico y emocional a la persona que lo consume, sino también hay otro tipo de daño a la familia, la sociedad. “De alguna manera su cerebro tiene una alteración y sus valores de alguna manera se modifican, para ellos es muy importante tener su droga y consumir, y no importa lo que puedan hacer, si es robar a su mamá o robar a la vecina”.

TE RECOMENDAMOS: DE CLIENTES A DETECTIVES. VÍCTIMAS DEL FRAUDE EN SANTANDER PASAN A LA ACCIÓN

Ayala Gutiérrez apunta que, aunque no se ha realizado una investigación, se infiere que el aumento de la violencia en el estado se relaciona con el consumo de metanfetamina.

En julio pasado, el presidente Andrés Manuel López Obrador, en su gira por Colima, dijo que el que ese estado tenga la tasa más alta de homicidios por cada 100 mil habitantes del país, tiene que ver con la entrada de droga por el puerto de Manzanillo.

“Ya, como debe de saberse, no sólo son los plantíos de amapola, de marihuana son los que predominan, ya no es como antes, ahora son los químicos que entran por estos puertos, droga de lo más destructiva que puede haber, de lo más dañina, que destruye a jóvenes”, señaló AMLO.

La directora del CIJ de Colima apunta que, además de esto, se tienen altos índices de violencia familiar.

“Tenemos disfunción familiar, todos los daños que provocan a sus familias. A veces hay de 1 a 5, o de 7 a 8 internamientos, y el joven continúa en su consumo, por el placer que le provoca tener esta droga y, por otra parte, porque disminuye ese dolor emocional que ellos tienen, entonces, son círculos viciosos. Por una parte, está el placer y por otra parte termina el placer y viene el displacer con su realidad familiar, social, laboral, económica. Son círculos viciosos que tenemos que romper”. 

 

 

@ptcervantes

 

 


logo mx
Más contenido
Enrique Alfaro y otros políticos de Jalisco tiemblan ante cruzada anticorrupción

Enrique Alfaro y otros políticos de Jalisco tiemblan ante cruzada anticorrupción

La declaración 3 de 3 para candidatos a cargos de elección popular en Jalisco es obligatoria y esto, advierten especialistas, pondrá en evidencia a los partidos políticos. Si quieren ser votados, deberán ser transparentes, señalan.

Hace 46 minutos

Cine en tiempos de Covid: salas abiertas, pocos espectadores

Cine en tiempos de Covid: salas abiertas, pocos espectadores

Las salas están abiertas, pero este año apenas se han vendido 5.5 millones de boletos, contra los 221 millones de 2019. Expertos consideran que ir al cine es menos riesgoso que otros lugares cerrados.

Hace 4 horas