Trump endurece condiciones de asilo y amenaza: soldados abrirán fuego contra los migrantes si son apedreados

* Principales, Internacional, Noticias

Foto: F. Reyna Lucero/Cuartoscuro

Washington, DC, 1 de noviembre. – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció que internará en campos de detención en la frontera, que el ejército está ya levantando con carpas, a los miembros de las Caravana Migrante que lleguen a la frontera, y advirtió de que va a endurecer las condiciones de asilo.

“Los militares están levantando ciudades masivas de carpas”, dijo en una comparecencia en la Casa Blanca. “Esto es una invasión”, manifestó a falta de cinco días para las elecciones legislativas de medio mandato, de cara a las cuales está agitando el miedo a la inmigración para movilizar a sus bases.

El mandatario ha enviado 5 mil 200 militares en activo a la frontera con México, más del doble de los 2 mil que hay en Siria luchando contra el Estado Islámico. Es además la mayor operación de estas características desde la Revolución Mexicana, y podría ir a más porque la víspera aseguró que evalúa elevarlos a entre 10 mil y 15 mil.

No pueden participar en arrestos de inmigrantes sin papeles porque la ley impide a los cuerpos militares practicar detenciones. Sus tareas son básicamente de apoyo logístico. Pero Trump aseguró que podrán abrir fuego contra los migrantes si son apedreados como ocurrió en la frontera entre Guatemala y México.

Quienes entren ilegalmente en Estados Unidos no podrán ya presentar solicitudes de asilo. “Los retendremos”, manifestó. La petición de asilo solo se podrá hacer en los puertos de entrada.

“Voy a tomar cualquier acción legal para afrontar esta crisis”, aseguró. A preguntas de la prensa avanzó que la semana que viene firmará un decreto, aunque no precisó qué contendrá.

La intención de Trump es meter también a las familias en esos campamentos masivos de carpas. Pero la ley prohíbe tener a los menores detenidos más de 20 días.

“Esperamos que no pase nada, pero si pasa, estamos preparados”, proclamó, antes de asegurar que los militares considerarán como fuego si los migrantes actúan como lo hicieron en la frontera entre Guatemala y México, donde hubo enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

“No tenemos alternativa. Vamos a defender nuestra frontera, vamos a defender nuestro país”, manifestó. Antes del envío de soldados, en la frontera había ya 2 mil 100 miembros de la Guardia Nacional (un cuerpo de voluntarios que es fuerza de reserva del ejército) que envió en abril ante la llegada de otra caravana.

(Con información de La Hora)

.

Deja un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Revista emeequis

Desplácese hasta la parte superior