Los pueblos negros de México

La cáscara de la historia - Página: 40 - No.266 o descarga el PDF (0.06 MB).

Descargar PDF (0.06 MB).

Los pueblos negros de México

Por Jaime Cárdenas

El reconocimiento constitucional y legal de los derechos de los pueblos negros está más que justificado en México. Esta exigencia nace de la demanda de esas comunidades, que buscan satisfacer sus reivindicaciones de asistencia social y el pleno cumplimiento de derechos fundamentales que hoy no disfrutan, como el derecho a la educación, a la salud, al desarrollo económico, a la cultura y a la participación política. No puede soslayarse que es necesario el reconocimiento jurídico de los pueblos negros para que aquellas organizaciones sociales puedan exigir el cumplimiento de derechos de carácter colectivo y aun individual.

Por ello, como diputado presenté una iniciativa que pretende que los pueblos negros se “visibilicen” por el Estado y por el orden jurídico –no sólo a partir de la definición de lo qué son, ni por quiénes se conforman, ni qué es lo que determina la conciencia de su identidad, sino por los derechos fundamentales mínimos con los que deberían de contar.

Los pueblos negros deben ser incluidos expresa y explícitamente en la historia y en el sistema legal patrio como forjadores de la nación mexicana. Son pueblos a los que se les ha olvidado y marginado. La historia nacional vigente no narra con suficiencia el papel que en nuestra historia y en la vida contemporánea han desempeñado y aún desempeñan los pueblos negros.

Los esclavos negros traídos a lo que hoy es México tuvieron una gran influencia en la vida económica dela Colonia y, desde luego, en el mestizaje. Según algunos estudios, el comercio de esclavos negros duró aproximadamente 400 años y el número de los que llegaron a América se calcula entre 30 y 40 millones. Los africanos eran traídos como esclavos y vendidos en América para ser utilizados posteriormente como cosas o mercancías –no como personas– en diversas tareas, tanto domésticas como en las minas o en el trabajo agrícola y ganadero. Esta situación perduró hasta el siglo XIX. Hoy en día ya no son esclavos pero muchos de ellos viven como tales.

Los pueblos negros se encuentran presentes en nuestra realidad. Las poblaciones negras se distribuyen en Guerrero, Oaxaca, Veracruz, Chiapas, Yucatán, Tabasco, Puebla, Colima, Michoacán, Sinaloa, Guanajuato, Querétaro y el Distrito Federal, aunque materialmente en todas estos lugares viven una situación de inferioridad en relación con el resto de la población mayoritariamente mestiza.

¿Qué argumentos existen para que la Constituciónreconozca los derechos de los pueblos negros? Entre otros, los siguientes:

1. Preexistencia o su asentamiento en México previo a la formación de nuestra nación como país independiente. Es un hecho que los esclavos negros fueron conducidos por la fuerza al territorio que ahora es nuestro país y se mezclaron con el resto de las etnias que lo poblaban, pero desdela Independenciahasta nuestros días ha sido ignorada su aportación a la construcción del Estado mexicano.

2. Contribución a la economía. El continente americano y México en lo particular no serían lo que son sin la contribución de los pueblos negros al desarrollo económico de las naciones.

3. Intervención de los negros en el mestizaje. La población mexicana de nuestros días es producto del mestizaje de indígenas, españoles y negros.

4. Conformación de la multiculturalidad mexicana. Nuestra nación no está conformada por una sola cultura; la africana, desdela Coloniaa la fecha, ha jugado un papel importante en la definición de lo que es el mexicano.

5.Violación histórica de derechos humanos y culturales. La violación a los derechos humanos de los africanos y las violaciones a su dignidad han sido una constante histórica en México. Se trata de pueblos y personas marginadas de los beneficios del sistema social. La esclavitud en el pasado despersonalizó al africano, convirtiéndolo en cosa. Hoy en día la violación a los derechos humanos de los pueblos negros continúa, entre otras razones porque se les niega el reconocimiento jurídico, y con él, el derecho a la autodeterminación y al desarrollo colectivo e individual.

6. Genocidio africano y la disolución de la identidad. Pocos pueblos en la historia de México han sufrido lo que los pueblos africanos. Aunque el origen de la esclavitud fue mercantilista, ello no elimina que implicara un genocidio en contra de los pueblos africanos. El estado de subdesarrollo que caracteriza hoy en día a muchos países de África bien puede explicarse por la destrucción histórica profunda de las sociedades africanas y la sangría humana de la que fueron objeto de manera sistemática y organizada durante siglos.

El pueblo de México tiene una deuda con ellos.

*Doctor en derecho,
ex consejero
electoral del IFE.
Actualmente es
diputado federal
jaicardenas@
prodigy.net.mx

Acerca de autor

Número de entradas : 6342

Deja un comentario


2 + = tres

Revista emeequis

Desplácese hasta la parte superior